miércoles, 4 de febrero de 2015

ENTRESUEÑOS (X)



Me duelen los dientes
de apretarme las rabias,
de morder las esquinas
con un hambre
vieja,
sin ganas…
Con un hambre de todos
los que no pueden sentirla.
Me duelen los pasos
que camino sobre  sueños sin noche,
que paseo por  realidades sin día.
Me duele la mirada perdida
entre otras de tantos ojos sin vida.
Me duelen las heridas de la mañana,
día tras día.
Las que sangran lágrimas,
bilis y amargura.
Me duelen los ojos de llorar sangre,
de ver películas de miedo
en sesión continua…

Imagen: Internet. Texto: Edurne

7 comentarios:

alp dijo...

Cuando veo una mirada perdida..a mí también me duele..un beso desde Murcia....

Elena dijo...

Qué belleza nos regalas a pesar del dolor.
Un beso Edurne.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

y se repiten los argumentos a pesar de todo nuestro esfuerzo.
TE comprendo. Siento lo mismo.
Besos.

María Blanca dijo...

Un poema lleno de dolor.
Lo malo es que cuando pasas mucho tiempo sufriendo te acostumbras al dolor y ya no duele...

Lo siento. Espero que vuelva la alegría, aunque sea solo una poca.

Besos

Felipe Tajafuerte dijo...

Espléndido, Edurne. Me ha encantado

Edurne dijo...

ALP:
Gracias por tu visita!
Es un dolor constante, sí, lamentablemente...

Besos.
;)

ELENA:
Pues tal cual es esta puñetera vida... que lo que tiene de hermosa lo tiene de maldita!

Besos!
:)

PEDRO:
A pesar, sí, a pesar!
Es una impotencia y una rabia!

Besos!
;)

Edurne dijo...

BLANCA:
Esta vez mis palabras, mi dolor es por el dolor general, no solo por el mío particular...

Algún día se verá un rayito de luz...

Besos!
;)

FELIPE:
Gracias, amigo, por tus palabras, por tus elogios!

Un abrazo!
:)