viernes, 21 de agosto de 2015

SIN TÍTULO III


Negras son las lágrimas
que nacen de mi corazón atormentado.
Presa de la oscura noche
mi calma se revela a tus dulces palabras.
Mis pasos se pierden en el bosque del olvido.
No hay camino.
Cubro mi cara con tupido velo,
meso mis cabellos y
rasgo las vestiduras del amor eterno.
Miro nuestra vida alejarse
tras tus mentiras.
Cierro los ojos.
Lloro
y
muero.


Pintura: Antonio Texto: Edurne

4 comentarios:

Antorelo dijo...

Demasiada tristeza en tan pocos versos. Un abrazo

Edurne dijo...

ANTORELO :
La vida, a veces, es así, insoportablemente triste...
Gracias por pasar!
Un abrazo!
;)

lluvia dijo...

Hola, seguro que mueres y resucitas, todos morimos y resucitamos de vez en cuando

besos

Edurne dijo...

LLUVIA :
A veces, la muerte se te lleva del todo, y luego te abandona a tu suerte...
;)
Abrazos