domingo, 27 de abril de 2008

SIETE COLORES (IV)


VERDE


Vienen en grandes ejércitos,
vienen pisando las esperanzas
-verdes remansos
agonizantes de tanta
lucha amarga-.

Pero abanderados de lejanos
sueños traen calma
entre sus manos,
dicha en sus miradas.

Vienen en grandes ejércitos
los enemigos
de nuestra casa,
lanzando rayos de
desprecio y lluvias de
oscura y fría locura…

Nubes de pequeños átomos
irisados
acuden con paso presto
a nuestro llamado.

La batalla está servida
en el campo
de la desidia.


Verde que lucha
y más tarde
muere…

Pintura: Antonio Texto: Edurne




24 comentarios:

CecydeCecy dijo...

Hola, buen día de Domigo !!!!

El verde siempre es como el simbolo de la esperanza....

Esperanza, que linda palabra porque esta llena de vida, aunque muchos han dejalo la vidapor ella...

Besos Recargados de cariño...

Edurne dijo...

CECY:
Saluditos domingueros! Por aquí ya terminando, y por allí con un buen rato de domingo todavía!

La Esperanza que la vestimos de verde y mira cómo nos la dejan, y cómo nos dejan!
Pero bueno, es lo último que se pierde, así que a no perderla!

Besitos orilleros!

Leo dijo...

Cuando la causa de la lucha es justa nada importan las derrotas.
La causa permanecerá, solo el tiempo la convertirá en victoria.

Patriótico poema, Edurne.

Un beso estandarte

EmPapeLada dijo...

Verde, verde, verde como el agua clara, dice una canción de Drexlercito.

Pero Edurne, yo sé que el verde podrá contra todos los "rayos de
desprecio y lluvias de oscura y fría locura", porque qué sería de nosotros, de nuestra vida tan "problemática" si la esperanza desistiese en nuestros corazones?

No tendría sentido alguno.

Un abrazote verde.

Aguuuuuuur!

maite dijo...

pues eso, verde, así me quedo yo, que no lo entiendooooo :'(

Joseba M. dijo...

Defender la esperanza, como una trinchera, como la alegría...
Muxu urdin bat.

Ainhoa dijo...

Jo, cuántos colores y cuántas reflexiones señora poetisa ;-)

Edurne dijo...

LEO:
Lo suyo sí que es poesía hasta en un simple comentario!
Pues otro beso, enarbolado! Jejejeje!

Edurne dijo...

EMPAPELADA:
Nada, nada, que no se diga, que nosotros guardamos la esperanza bien guardada y la sacamos a pasear para que vea todo el mundo que está intacta!
Otro abrazo (besarkada bat!)

MAITE:
Pues nada, a leerlo otra vez! jajajaja!
Venga, un abrazote para ti!

Edurne dijo...

JOSEBA:
La esperanza, como la alegría y todo lo bueno, hay que defenderlo con uñas y dientes, en trincheras y a campo abierto... aferrados a ello como a clavo ardiendo!
Beste musu bat, hau itxaropenaren kolorekoa...

AINHOA:
Colores, reflexiones, deducciones y certezas...
La vida está llena de color!
Muxus!

bettylalinda dijo...

si hablamos de verdes, yo quiero referirme a un verde muuuy especial, luminoso, honesto, luchador, cariñoso que fue el verde del color de los ojos de mi padre, al que ya no veo, porque se fuè para siempre, pero que dejò como un sello su color en mis ojos y en mi alma. Ya ves querida Edurne como tu orilla, me permite dejar pedacitos de mi historia, sabiendo que del otro lado ,hay alguien que lo lee con respeto, te mando un beso

Edurne dijo...

BETTY:
Recojo esos pedacitos y los voy uniendo, como un puzzle.

Yo también heredé los ojos verdes de mi padre, a quien por suerte todavía tengo junto a mí.

Esos verdes son los del cariño, los que nos han hecho ver la vida con ese color.
Un beso enorme para ti!

Adriana Lara dijo...

Edurne!!! Diosa!!!
Te confieso algo: la pintura me recordó una pesadilla que tenía de niña, recurrente.
Besos enormes.
Adri.

Edurne dijo...

ADRI:
Buenoooo, fuera pesadillas!
Yo también me confieso: no hace muchos años solía soñar con trenes y ascensores, también muy recurrentes, pero era terrible! Los trenes nunca llegaban a su destino o yo esperaba en el andén sin que llegara mi tren; y en los ascensores, apretaba el botón del
2º y el ascensor subía y subía, subía... se acababan los pisos y seguía subiendo! Ufff, qué horror!
Y ninguna de estas pesadillas era de color verde, mira!
Jajajaja!
Un besote!

Tristancio dijo...

A por el verde... que no muera.
Ese verde que da vida, que no muera.

El verde que nos hace resistir, cuando ya casi no se puede seguir.

A por el verde...

Abrazo.-

Marce Mercado dijo...

Qué dulzura pasar por tu Blog, Edurne...

querida...sabes que tienes algo que transimites calidez a miles de kilómetros... océanos mediantes !!!!

Eso debe ser escrinir bien

Cariñotes

Edurne dijo...

TRISTANCIO:
Enorme gusto verlo de nuevo chapoteando por la orilla!

A por el verde, sí, que no se lo lleve nadie, qe no nos lo quiten, que no lo manchen...
A por el verde!

Y si le ponemos música?

Un abrazo!

Edurne dijo...

MARCE:
Lo mismo digo, lo mismo digo. Yo también me paso por tu butaca del Paradiso muy a menudo, se está bien por ese cine de la vida...

Gracias por pasar y dejar palabritas tan cariñosas.
Escribir... si se escribe con el alma, el corazón y las entrañas... ya basta!

Un gustazo tus palabras!
Besotes!

Irantzu dijo...

Me llamo la atencion q en 3 (al menos) de los poemas de colores q escribiste, los colores mueren, o iban a morir, o parecido... Por que sera??

Edurne dijo...

IRANTZU:
Debe de ser porque a veces están tan enfermos, la sociedad está tan enferma que no es capaz de ver los colores de la vida...
Pero no podemos permitirlo!
Arriba con los colores!

Silvia dijo...

no puedo dejar de aparecer por el verde porque soy una incondicional de este invento maravilloso
me apunto al verde rabioso de las praderas llovidas, al verde de las manzanas ácidas, al verde del musgo, al verde de los ojos, al verdeeee, viva el verde!
pero el poemilla es pelín tristoncio, no? un poco gris marengo, quizás...
bueno, saludos que van para Madrid!
ondo pasa!

Edurne dijo...

SILVI:
Politeeee!
verde que te quiero verde! La que con verde se atreve... por guapa se tiene! jajajaja!
Pues sí, ya sabes lo que se dice: todo es según el color con que se mire... aunque yo, que lo miro y lo veo todo en verde, no te creas que siempre lo peribo tan marengo!
Muxutxus!

sinver dijo...

vaya verdé más guerrero, cojona. Siempre me ha parecido una coña esa mánía de los ejercitos de ir de verde, que menos de esperanza cualquier cosa. Haz el amor(verde) y no la guerra. Hablando de colores que no cuadran, lo del blanco inocencia del batín del Papa Benedicto es un poco de coña también ¿no crees? (ya ves que no pierdo ocasión para meterme con él).

Edurne dijo...

SINVER:
Los colores, fuera de todo tópico, son tal cual los sentimos, los vivimos.
Verde, rojo, blanco, azul o negro... pero cargados de las tintas de los sentimientos del momento.